martes, 17 de noviembre de 2009

Creando un santo ad hoc; Beatificando a Juan Pablo II

Quieren beatificar a Juan Pablo II, pero lo que no saben es que fue atacado por el propio Espíritu Santo, vean:

Free Image Hosting at www.ImageShack.us



Ya en serio, esto de las beatificaciones siempre me ha dado cierta desconfianza.

No estoy seguro si es porque el propio Vaticano revisa "los milagros" que el próximo santo realiza o si es porque el santo responde normalmente a necesidades concretas o si es porque nadie ha logrado evidenciar que la Iglesia puede determinar quienes están en el "Paraíso" de forma unilateral como para decir que tal o cual persona es Santo o no... en fin.

Lo cierto del caso es que la beatificación de Juan Pablo II responde a necesidades tangibles de la propia Iglesia y no creo que tenga nada que ver con milagros o algo parecido.

La imágen de la Iglesia ha venido de mal en peor desde que Benedicto tomó el poder. Juan Pabo II había logrado una mediana aceptación de la imágen de una Iglesia "moderna" y consecuente.

Benedicto, por su parte, recuerda una imágen retrógrada, lo cual sustenta con sus propias declaraciones. No en valde fue el representante de lo que actualmente es lo que fuera el Santo Oficio, la Congregación para la Doctrina de la Fe.

Y, hablando objetivamente, Benedicto no le llega ni a las rodillas en lo que ha carisma se refiere.

Es por ello que considero que todo esto no es más que una farsa y está diseñado para cubrir dicha necesidad puntal: un santo ad hoc, que responda a las necesidades actuales de la Iglesia: Con ello quedan bien con sus fieles, recuperan parte del carisma perdido con Benedicto, salen nuevamente a la palestra, ratifican que los milagros existen y que son canalizados por sus santos y, sobre todo, crean un nuevo héroe al cual venerar... todo en un sólo paquete.

7 comentarios:

lfprieto dijo...

Cuando supe de la noticia de la “beatificación” me dio risa…. Aunque no me extraño en lo más mínimo, esa es la ventaja de la improvisación y evolución de las religiones, ya dentro de poco se inventaran que Benedicto es el cuerpo por el cual Juan Pablo habla desde el más allá o alguna chorrada mágica de ese calibre… al pobre Bene, no hay que echarle tanto la culpa de ser como es, ya que recordemos que como miembro de las juventudes hitlerianas fue sujeto de lavado de cerebro y jodido en su apreciación moral entre otras cosas.

Yo propongo a mi perra Venus como próxima beatificada, para que voy a hablar cuentos, no ha hecho ningún milagro desde que se murió, pero en vida tenia más apreciación moral y jamás hubiera tolerado la pedofilia, los abusos generalizados de esa ralea de hijos de puta, los embarazos de menores de edad y su poligamia institucionalizada… ella les hubiera mordido los “huesos”.

jesusbrea dijo...

No entiendo que es lo que "da risa" de todo esto... ni siquiera profundiza en la razon para ridiculizar a JP II.

jesusbrea dijo...

Ademas, Pietro, el FUE OBLIGADO a pertenecer a las Juventudes Hitlerianas, en ningun momento compartia la ideologia nazi.

Señor de Xibalba dijo...

jesusbrea: fue una simple broma con una fotografía. Los creyentes son muy susceptibles con este tipo de cuestiones, siempre y cuando se refieran a sus creencias o ¿habrías sentido lo mismo si fuera una imágen graciosa de Mahoma?

Por lo otro: ¿acaso no han habido mártires que se han mantenido en sus convicciones, sin que nadie los pudiera obligar hacer algo en contra de sus creencias? eso de "lo obligaron" es una salida fácil e ilógica con la propia tradición e ideas católicas, aparte que no hay prueba alguna de ello mientas que sí hay pruebas que demuestran lo contrario.

Saludos

lfprieto dijo...

Jesús:

No interrogues las razones por las que yo me río, ya que son muchas y muy variadas, incluyendo como en este caso, situaciones patéticas de alguna religión. No le debo explicaciones a nadie en ese sentido.

Lo que me dio risa fue que la infalible iglesia católica ya estuviera moviendo sus pitas políticas para beatificar a JP.. y no por la cara de tonto con la que ya salió en esa foto… realmente me da mucha pena que de tan mayor, con la salud quebrada fuera usado por la alta dirección para seguir con sus fines, al pobre hombre lo deberían de haber jubilado cuando ya la cabeza o el cuerpo no le daban bola… mucho peor que montar en su caballo al Cid ya muerto para asustar a los moros!!!

No tenía intenciones de ridiculizar a JP, el no necesitó de mi ayuda para lograr ese cometido mientras estaba en vida.

Mi apellido es Prieto y no Pietro, aunque tampoco me molesta, todo el tiempo del colegio pasó un compañero con dislexia tratando de decirlo correcto y jamás pudo.

Que el Bene fuera obligado o lo hiciera por su propia voluntad y gusto me tiene sin cuidado, el tipo no tiene el carisma de su predecesor por un lado y por otro, con su posición draconiana, su iglesia sigue en picada y esos dos puntos son irrefutables.

Sería sumamente interesante leer documentos históricos donde el se opone a la ideología Hitleriana…ojo, aseverar que el fue obligado y no compartía algo pero aun así lo hacia equivale a llamarlo de hipócrita y falso, que son calificativos peores a los que yo hice.

Saludos.

Minerva dijo...

Hola
Mas bien creo que es cuestión de mercadotecnia santificar a Juan Pablo II, pues como tu dices, es mas carismático.

No creo que a Benedicto lo hubieran obligado a ser Nazi, pues entonces ¿TODA LA JUVENTUD ALEMANA DE ESA EPOCA LO FUE?
Un saludo.

Luis dijo...

Pues igual hubieran salido dos por uno si la historia no nos hubiera echado a perder el otro santo (bueno, primero beato.. pero es mero protocolo, especialmente en el caso de Karol). Y es que de no ser por tanta desafortunada comunicación global, hubiéramos conseguido a los santos Karol y Marcial, para el mismo día. Ni hablar... nos quedamos con uno.