lunes, 31 de agosto de 2009

Derechos Humanos, libertad de pensamiento y de religión

Declaración Universal de Derechos Humanos: Artículo 18.

Toda persona tiene derecho a la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión; este derecho incluye la libertad de cambiar de religión o de creencia, así como la libertad de manifestar su religión o su creencia, individual y colectivamente, tanto en público como en privado, por la enseñanza, la práctica, el culto y la observancia.

Desgraciadamente esta norma parece aplicarse únicamente cuando la creencia es que existe un dios y este vídeo del canal de YouTube de Kbayero40 es una excelente recopilación de ejemplos de lo que ocurre en caso contrario:




  • El creyente cree que tienen la verdad absoluta e inmutable.
  • El creyente considera que hablar, escribir o manifestarse en contra de lo que el cree, es una violación a su libertad de religión, lo cual es falso.
  • El creyente considera que respetarlo es no dudar ni poner en tela de juicio sus creencias, por lo que trata de IMPONERLAS de una u otra forma.
  • El creyente defiende la libertad de religión que le afecta personalmente, no la de otras creencias o formas de pensar.
  • Producto de ello las legislaciones de muchos países contienen normas penales que son ambigüas y subjetivas y, por ende, sumamente peligrosas para aquellos que incurran en el supuesto, por ejemplo el Código Penal guatemalteco establece "ARTICULO 224. Quien interrumpa la celebración de una ceremonia religiosa o ejecute actos en menosprecio o con ofensa del culto o de los objetos destinados al mismo, será sancionado con prisión de un mes a un año." ¿Qué entender por menosprecio u ofensa?, ¿quién lo decide?... ¿hasta donde llega la libertad del ateo de hablar o escribir respecto de la religión?, ¿podría un ateo iniciar una acción penal en contra del cura de la Iglesia que lo ha vilipendiando por no considerar la existencia de un Ser no demostrado, diciendo que es una mala persona o que es un pecador? o ¿podrá denunciarse al pastor que maldice a los ateos?...
Los preceptos de libertad de religión son una quimera para el ateo. La sociedad actual aún está influenciada por las ideas que las religiones han implantado durante siglos y por ello existe predisposición a menospreciar a quienes no comparten las mismas ideas sin siquiera escucharlos.

Si regresamos al artículo 18 de la Declaración Universal de Derechos Humanos podemos leer que la norma establece igualdad en libertad de PENSAMIENTO, conciencia o religión, sin embargo para aquellos que NO consideramos la existencia de dioses, la discriminación está a la orden del día. Somos minoría y, como tales, los ateos son discriminados.

2 comentarios:

Minerva dijo...

Hola, la verdad veo los videos y siento impotencia, me identifico con ellos pues es generalizado el rechazo de la sociedad hacia la gente que no creemos.
Unos lo demustran con el rechazo, otros con la ignorancia, en otros casos tratan de "convencer" pero nadie acepta una postura atea.
No existe la tolerancia.
Un saludo.

Señor de Xibalba dijo...

Hola Minerva.
Gracias por tus comentarios.
No sólo tu has sido discriminada por tus ideas. El sólo hecho de mencionar el ateísmo predispone a las personas a verte mal o ha pensar que eres mala persona. En fin... se puede demostrar que no se es malo por no creer en dioses, pero solamente se aceptara con el tiempo.

Saludos